fbpx

Dagoberto Beltrán, un plomero cumplido y disciplinado

Lo recomiendan por su constancia, su responsabilidad y su buena energía. Siempre está dispuesto a colaborar y, como él mismo lo dice, “el trabajo bien hecho es su carta de presentación”.

Dagoberto plomero - maestros 1

Empezó a trabajar en la construcción hace 18 años. “Entré a una empresa que hacía estructura, mampostería: todo. Antes eso era lo normal. Distinto de ahora que para un proyecto de construcción hay como diez: una empresa de plomería, otra de eléctricos, otra de mampostería y así.

Y entonces llegó el momento en que el encargado de la plomería me dijo: ‘¿chino, usted quiere trabajar conmigo?’. Yo le dije ‘¡Listo!’ Me gustaba porque en ese trabajo había más técnica. Y ahí empezó la vaina”, narra Dagoberto.

Después de tener un amplio recorrido, Dagoberto se inscribió al programa ‘Plomero Profesional’, que tiene la compañía Pavco en alianza con el Servicio Nacional de Aprendizaje (Sena). Gracias a este servicio, plomeros y fontaneros se forman integralmente y pueden certificar sus competencias laborales para obtener una titulación emitida por el Sena. Y fue precisamente Pavco quien lo eligió como uno de los profesionales recomendados de la primera edición de A LA OBRA MAESTROS.

 ¿Después de 18 años en el oficio, cómo es su día a día?

Dagoberto Beltrán: Ahora trabajo para la empresa Inocencio López S.A.S., que presta servicios diseño y construcción de instalaciones hidráulicas, sanitarias, gas, sistemas de protección contra incendios, acueductos y alcantarillados. Mi responsabilidad es el manejo del personal y estar al frente en donde se realice el proyecto. Ahorita tengo 10 personas a cargo, pero he llegado a tener 15 o 20, dependiendo del proyecto.

 ¿Cuáles han sido sus mayores logros?

Dagoberto Beltrán: En la empresa donde estoy me ha ido muy bien. Llevo 8 años ahí y, además, logré comprar mi casa y mi moto. También me ha servido muchísimo llegar al nivel de plomero profesional. En cuanto al oficio, yo pienso que uno va haciendo la obra siempre pensando en ponerle mejoras al trabajo. Cada obra debe ser mejor que la anterior.

 ¿Cómo ha mejorado su oficio el haber participado del programa ‘Plomero Profesional’ de Pavco?

Dagoberto Beltrán: Me ha ayudado en todo. Como persona, me he superado. Ya uno cambia en cuanto al trato con las personas. Sabe cómo comunicarse y cómo dirigir al personal. Aprende a evitar los gritos –aunque yo nunca le grito a la gente– y a saber manejar la calma.

En cuanto a lo técnico, se aprendió mucho. Ahora estoy certificado por cinco normas, gracias a este curso. Normas en cuanto a montaje de aparatos, redes contra incendios, montaje de equipos, desagües, abastecimiento e hidráulica.

 ¿Por qué considera que una marca como Pavco lo haya propuesto como el recomendado del mes para dar esta entrevista?

Dagoberto Beltrán: Creo que me fue bien en las capacitaciones. También es por el interés que le ven a uno. Porque fuimos bastantes. El curso lo empezamos como 96 personas y de esos solo lo terminamos 40. Yo pienso que la actitud que tiene uno por ir, estar ahí, aprender, colaborar es lo que lo saca a uno adelante. Hay que tener constancia y eso no es fácil.

Por ejemplo, había días en que teníamos que ir al SENA de 6 de la tarde a 10 de la noche. Salir de la obra y corra para allá; luego madrugue otra vez, al día siguiente. Pero tocaba porque de lo contrario no se aprendía nada.

 ¿Piensa que vale la pena ese esfuerzo?

Dagoberto Beltrán: Claro porque, cuando evalúan la hoja de vida de uno, tiene más peso contar con este tipo de certificaciones. Y, como nos decían en el SENA, en unos años ya todo el mundo tiene que estar certificado; lo van a exigir para poder trabajar.

 ¿Cuáles son sus planes futuros como profesional en este oficio?

Dagoberto Beltrán: A futuro yo sueño con independizarme. Crear una empresa. Pero ahorita está muy duro. Tiene uno que tener un billete muy grande para crear una empresa y, segundo, un padrino muy bueno que le dé trabajo; que le diga ‘bueno, esta obra es para que se encargue usted’. Y que termine esa y le dé otra. Porque competir con las grandes empresas es muy verraco. Son compañías que ya tienen todo montado para pelear por un contrato. Entonces, graves.

 ¿Cuáles considera usted que son los secretos claves para hacer un buen trabajo de plomería?

Dagoberto Beltrán: El buen plomero se distingue por su trabajo, responsabilidad y atención al cliente. Un buen profesional es el que asesora al cliente correctamente antes de tomar una decisión. Aconseja cómo hacer las cosas. Hay personas que llegan a romper la pared para buscar el daño y no se trata de eso. Primero hay que buscar las soluciones menos problemáticas.

 LOS GUSTOS DE DAGOBERTO

Su deporte favorito: el fútbol

¿Lo practica?  Ya no. ¿No ve cómo estoy de gordo? (Risas).

No juego desde hace unos dos años. Desde que en las obras prohibieron jugar microfútbol.

 ¿Por qué lo prohibieron?

Por el tema de la seguridad. Si un muchacho se jode un pie, los riesgos profesionales no lo van a cubrir.

Su deportista favorito: James Rodríguez, juega mucho ese man.

Su comida favorita: El sancocho de gallina. El mejor se come en mi casa. Yo compro la gallina y mi esposa lo hace.

 Zona en la que más le gusta trabajar:

Me parece que el norte de Bogotá es muy bueno porque tiene una diferencia de trabajo en la plomería: allá se instalan equipos, griferías y aparatos de lujo. Y aprende uno mucho más en ese sector.

el recomendado maestros 1 Ed

Te puede interesar

Electricista y Músico: La Historia de Luis Primo Guerra

Por: Alexander Peña Bernal Todos los días tengo la oportunidad de encontrar historias que inspiran …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido protegido