fbpx

Los 7 Pecados Mortales de la Plomería en Colombia

La plomería es una profesión virtuosa que protege la salud de toda una nación, pero muchos dueños de negocios de plomería no siempre actúan con virtud. A continuación, te presentaremos los siete pecados mortales que todo contratista de plomería en Colombia debe evitar.

Pecado #1: Precios bajos

Este es el problema más común en el oficio, pero también es el más fácil de solucionar. Si alguna vez ha sido el momento para aumentar los precios, ese momento es ahora. Observa los precios de los combustibles, los alimentos y el costo de todo en general. Todo está subiendo. Por tanto, los precios de la plomería también deberían aumentar, no solo los materiales, sino también la mano de obra. Cobra más por un mejor servicio, para recompensar a los inversores y reinvertir en el negocio para el futuro.

Recuerda, si no estás cobrando lo suficiente para pagar bien a tus empleados, recompensar a los inversores y construir para el futuro, estás subsidiando a tus clientes. ¿Realmente necesitan tus clientes ese subsidio? Si no es así, sube tus precios. ¿Tienes la intención de dirigir un negocio de plomería sin fines de lucro? Si no es así, sube tus precios.

Pecado #2: Cobrar por horas y materiales

Todavía hay empresas de plomería que cobran por horas y materiales. Si eres una de ellas, ¡detente! Ponte en contacto con uno de los editores de tarifas fijas y cambia ahora mismo.

Las tarifas fijas ocultan el costo por hora, lo cual es correcto. Tu peluquero no promociona su tarifa por hora. La compañía de cambios de aceite rápido no promociona su tarifa por hora. Estas y muchas otras empresas, incluyendo la mayoría de las empresas de plomería más rentables del país, presentan a los clientes un precio fijo por el trabajo. Esto es preferido por los propietarios de viviendas, ya que elimina la incertidumbre.

Pecado #3: Permanecer pequeño

Crecer puede ser doloroso. Debes comprar camiones y suministros, contratar personas, capacitarlas en la forma en que deseas que se hagan las cosas y lidiar con todas sus debilidades humanas. Muchos plomeros prefieren no enfrentar esos desafíos y optan por seguir siendo pequeños, operando con un solo camión. Si diriges una empresa de plomería con un solo camión y tienes la intención de mantenerlo así, eres una de las personas más egoístas en la industria.

Los plomeros que operan con un solo camión deben tener un buen seguro. ¿Qué pasaría con tu familia si sufres un grave accidente en el trabajo o en la carretera? Los dejarías sin ingresos. ¿Qué pasa con tus clientes? Los dejarías sin un proveedor de servicios y los enviarías a un competidor.

Sí, el crecimiento puede ser un desafío, pero lo son la mayoría de las cosas buenas en la vida. Contrata a personas excelentes y desarrolla sus habilidades. Construye un verdadero negocio, uno que puedas dirigir sin depender exclusivamente de ti. Entonces, podrás disfrutar de vacaciones prolongadas, pasar tiempo con tu familia y llevar un estilo de vida próspero. Como protector de la salud de la nación, contribuyente de tu comunidad local, creador de empleo y arriesgado emprendedor, te mereces la prosperidad.

Pecado #4: Creer que lo sabes todo

Lamentablemente, un gran número de plomeros llega a un punto en el que dejan de aprender y crecer. Piensan que lo saben todo. Si dejas de crecer, comienzas a morir. No hay un punto de estancamiento, el estancamiento es retroceso.

En realidad, los plomeros que actúan como si lo supieran todo, saben que no es así. Adoptan una actitud de omnipotencia para ocultar sus inseguridades. No hay problema en admitir que no sabes todo. Puedes aprender. Puedes leer revistas del sector. Puedes asistir a ferias comerciales. Puedes unirte a asociaciones locales, estatales y nacionales de plomería. Puedes unirte a una alianza empresarial de plomería. Puedes asistir a seminarios. Puedes escuchar podcasts y audiolibros.

El área en la que los plomeros necesitan aprender más que cualquier otra es el arte en constante evolución de los negocios. Hace décadas, un anuncio grande en las páginas amarillas era suficiente para impulsar tu negocio. Hoy en día, necesitas un sitio web, presencia en redes sociales, marketing digital (además del correo directo tradicional), reseñas, software de gestión de servicios en campo y mucho más. Si no estás aprendiendo, te estás quedando atrás.

Pecado #5: Descuidar la presentación personal

Este es un problema tan sencillo, pero continúa siendo la queja más frecuente sobre los proveedores de servicios domiciliarios.

No importa lo temprano que comiences tu día, comienza con un afeitado y una ducha. Recorta tu cabello regularmente. Viste con uniformes de la empresa limpios y ordenados. Usa desodorante y spray bucal. No es difícil. Al lucir profesional, te tratarán como un profesional y te compensarán en consecuencia (siempre que cobres lo suficiente, ver Pecado #1).

Pecado #6: Vehículo de trabajo en mal estado

Si conduces un vehículo de trabajo en mal estado, estás asustando a tus clientes y generando una imagen poco profesional para tu empresa. Invierte el dinero necesario para envolver tu camión. Un aviso llamativo recibe alrededor de 30,000 exposiciones o más al día. ¿Qué mensaje transmite acerca de tu empresa? ¿Comunica que tu empresa es profesional, segura para invitar a casa y merecedora de los precios que necesitas cobrar para prosperar?

Un camión o vehículo con tu logotipo y diseños profesionales proyectará una imagen de confianza y profesionalismo. Además, destacarás entre otros vehículos, lo que aumentará la visibilidad de tu empresa en las calles y carreteras, generando más oportunidades de negocio.

Pecado #7: Compartir tus opiniones políticas

Los plomeros, como cualquier persona, tienen opiniones políticas fuertes y no dudan en expresarlas. Sin embargo, en la sociedad polarizada y politizada de hoy en día, existe una probabilidad del 50% de irritar a alguien con tus opiniones, independientemente de si están a favor o en contra de tus puntos de vista. ¿Por qué arriesgarse a generar conflictos innecesarios?

Plomeros por el beneficio, no por la política. Si un cliente dice algo con lo que no estás de acuerdo, contén tu lengua y piensa en el aspecto financiero. Deja que las empresas de cerveza se autodestruyan al incorporar la política en sus negocios. Si te afecta tanto que necesitas hacer algo al respecto, considera donar parte de las ganancias provenientes de un cliente que habla mucho y tiene opiniones políticas contrarias a una organización política diametralmente opuesta a las opiniones del cliente. O simplemente sigue adelante y busca otro cliente.

Recuerda, mantener tus opiniones políticas fuera del lugar de trabajo te permitirá enfocarte en proporcionar un servicio de calidad, mantener una buena reputación y, en última instancia, hacer crecer tu negocio.

En resumen, estos siete pecados mortales de los contratistas de plomería en Colombia pueden ser evitados para construir un negocio exitoso y próspero. Cobrar precios justos, utilizar tarifas fijas, buscar el crecimiento, seguir aprendiendo, presentarse profesionalmente y proyectar una imagen confiable son pasos fundamentales para alcanzar el éxito en este campo. Al evitar estos pecados y adoptar prácticas profesionales, los maestros, maestras y contratistas de la construcción en Colombia podrán establecer negocios sostenibles y respetados, que contribuyan a la salud y bienestar de la nación.

Te puede interesar

Problemas al Pintar y Sus Soluciones

La pintura es un arte que va más allá de aplicar colores a una superficie. …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Contenido protegido